http://www.freeminds.org/doctrine/firpocar.htm

 reimpresión de marzo/abril de 1993 de la revista Bethel Ministries Newsletter

¿Hubo En Secreto Un Hombre Negro En El Cuerpo Gobernante? 

Revisión de: Una Historia de Los Testigos de Jehová Desde una Perspectiva Americana Negra  

Traducido Por David García  de:

Was There A Secret Black Man On The Governing Body?   

Review of A History of Jehovah’s Witnesses from a Black American Perspective

Por Randall Watters

Aquí está un libro escrito desde una perspectiva única en su clase. Se titula: “A History of Jehovah's Witnesses: From a Black American Perspective” {“Una Historia de Los Testigos de Jehová Desde una Perspectiva Americana Negra”} por Firpo Carr, Ph.D. (Scholar Technological Institute of Research, Inc., 1992) [“Instituto Erudito Tecnológico de Investigación, Inc., 1992”]. El autor es un Testigo de Jehová de la raza negra quien vive en South Central en Los Ángeles, reclama tener un Ph.D [“Doctorado en Filosofía”]  y es precursor a tiempo completo. Sus padres dicen que él era un niño prodigio. Carr dice que está completando su obra doctoral en teología, pero no dice en dónde (la Watchtower le prohíbe a los Testigos que estudien en escuelas teológicas formales. ¡También extraoficialmente prohíbe que se escriba un libro así!).  

Carr intenta documentar las similitudes que hay entre el movimiento musulmán negro y el movimiento de la Watchtower. Él argumenta que Wallace D. Fard, fundador de los musulmanes negros, fue influenciado por las enseñanzas de J.F. Rutherford, el segundo presidente de la Sociedad Watchtower. Él cita al libro Elijah Muhammad: Religious Leader {“Elijah Muhammad:  Líder Religioso”} por Malu Halasa:  “Aunque Fard puede haber embellecido o exagerado detalles de su vida, los orígenes de sus enseñanzas no eran algo muy misterioso. La Nación [del Islam] no sólo dedujo sus principios del Corán sino también de la Biblia, de los libros sobre la Francmasonería, y las filosofías de Joseph F. (‘El Juez’) Rutherford, líder de los Testigos de Jehová”. (Énfasis agregado por Carr) 

No obstante Carr no convence a nadie concerniente a los paralelos entre la Watchtower y la Nación del Islam. Aparte del estricto monoteísmo en ambas religiones así como su rebelión en contra de las iglesias de la cristiandad, parece que hay muy pocas similitudes. ¿Así que cuál es el punto? Carr por favor, responda a ésta pregunta. Interesantemente, Carr cita unos pasajes de La Atalaya en inglés The Watch Tower del tiempo de C.T. Russell con respecto a sus puntos de vistas ridículos sobre los hombres de la raza negra los cuales ellos sostuvieron, tales cómo, los hombres negros poco a poco se iban a convertir en blancos (¿No les parece que esto suena como a los mormones?) Después de citar un número de éstas é intentar excusar la ignorancia de Russell, y él dice: 

Vergonzosamente, los críticos han citado mal este pasaje en la literatura de la Sociedad en un esfuerzo por engañar a las personas, particularmente a los negros, quienes están interesados en las enseñanzas bíblicas según la entienden los Testigos. (Vea “Los NEGROS y la Watchtower, traducido de la hoja informativa Bethel Ministries Newsletter, de julio/ agosto de 1988, página 1, columna 3, Págs. 1 & 2.) 

¡La única vergüenza le debe dar a la organización que imprimió en primer lugar tales tonterías racistas sin sentido!  La reclamación por Carr de que “han citado mal” no se sostiene, ni tampoco él demuestra dónde en mí artículo está mal citado. Carr intenta explicar por qué no ha habido ningún negro en el prestigioso cuerpo gobernante de la Watchtower, al mismo tiempo que no contesta la pregunta. ¡Su reclamación más pasmosa es que HUBO un hombre negro en el cuerpo gobernante -William K. Jackson!  Seleccionándome a mí mismo entre los que estábamos en el piso, yo me pregunto cómo él llegó a ésta conclusión, después de yo haber conocido a Bill Jackson durante mis seis años en Betel (1974-1980) y él era tan blanco como una hoja de papel sin ningún rasgo de negro en lo absoluto. La única defensa de Carr es que Bill Jackson “abiertamente declaró que él era negro”. Eso es una noticia nueva para todos nosotros los que trabajábamos en Betel. Quizás Carr necesite un segundo libro para corregir las increíbles fantasías que tiene en su primero, si es que la Watchtower primero no lo ha expulsado. 


Volver a Español

back to index